LA RED PIKLER ARGENTINA tiene como objetivos:

 

 

  •  Promover y hacer conocer los aportes científicos, psicológicos y pedagógicos de Emmi Pikler, de su equipo en el Instituto Pikler de Budapest y los trabajos y desarrollos teóricos  así como prácticas ulteriores inspirados en sus ideas.

  •   Estudiar otras corrientes de pensamiento con la intención de intercambio, de apertura y enriquecimiento recíproco dentro de las disciplinas y prácticas que conciernen a la protoinfancia.

  •  Sostener, promover y crear proyectos de investigación y de iniciativas comunitarias en relación a la salud y educación de niños pequeños.

  •   Establecer contactos y redes de comunicación y cooperación con otras instituciones Regionales, Nacionales e Internacionales, cuyo fin esté dirigido a una mejor calidad de vida de los niños y el respeto de sus derechos.

  •  Organizar encuentros, jornadas de reflexión, cursos y seminarios concernientes a niños pequeños sanos, en situación de riesgo y con diferentes discapacidades.

  •  Publicar un boletín de información para los asociados y difundir las publicaciones interesantes relativas a la protoinfancia y los adultos que se ocupan de ella.

  • Establecer una red de cooperación con la Asociación Internacional Pikler Lóczy y las Asociaciones Pikler del mundo.Bernard Martino escribió a propósito de la Dra. Emmi Pikler y del Instituto Pikler de Budapest:
    “Al final de este extraño Siglo XX que nos enseñó absolutamente todas las maneras científicas de destruir al individuo, son extremadamente raros los lugares en el mundo donde, como en Lóczy, se Sabe científicamente, como ayudarlos a construirse.”
    “La vida de los niños y la relación que los adultos mantienen con ellos son concebidos por el equipo el Instituto a partir de principios rectores que guían la acción de cada uno.
    Su presentación previa es necesaria si se quiere comprender la razón y el valor del sistema de cuidados totalmente original que se pone en práctica. Es a partir de estos principios rectores, a los  cuales el conjunto del equipo presta la mayor atención, que son regulados en detalle todos los aspectos de la vida cotidiana de los niños.

 

Estos principios pueden ser formulados así:

-Valor de la actividad autónoma.

-Valor de una relación afectiva privilegiada y la importancia de la forma particular que conviene darle en un marco institucional.

-Necesidad de favorecer en el niño la toma de conciencia de sí mismo y de su entorno.
-Importancia de un buen estado de salud física que se sostiene, pero que también en parte,es el resultado de la buena aplicación de los principios precedentes.

Estos cuatro principios son de igual importancia y cobran su valor en el sistema educativo
puesto en práctica, en el que son simultáneamente respetados de manera constante. Si uno
de ellos fuera descuidado, el equilibrio de la experiencia ofrecida al niño se rompería”.


Un quinto principio atraviesa todos los otros. Para Pikler, el corazón mismo de toda su nueva visión del niño pequeño, de su relación con el adulto y con el mundo circundante está impregnado de la importancia brindada a su gran descubrimiento: el desarrollo del movimiento del niño en autonomía y por su exclusiva iniciativa (la motricidad libre), y al rol que esos movimientos desempeñan en todos los instantes de la vida del niño tanto en su actividad propia como en los momentos de la intimidad con el adulto.


Específicamente, es la nueva visión del factor definido por Pikler como la motricidad libre en su actividad autónoma lo que le permite al niño sentirse competente. En la relación niño-adulto constituye uno de los elementos determinantes que favorecen por una parte el “buen trato ” y por la otra, “los diálogos basados en el respeto mutuo.” (Appel, G. David, M. Lóczy “Un maternaje insólito”).


Por lo tanto, algunos de los desarrollos fundamentales de Emmi Pikler se refieren a la manera en que el niño, desde muy pequeño, durante el ejercicio de su actividad autónoma, lleva a cabo una verdadera e intensa función de engendramiento subjetivo. Pero para ello se requieren condiciones del ambiente social que brinda los cuidados imprescindibles y del espacio, de los tiempos y de los objetos y juguetes puestos a disposición, que Pikler y su equipo estudiaron y experimentaron minuciosamente. Judit Falk, una de sus colaboradoras cercanas definió claramente el concepto de autonomía y de seudoautonomía, éste más ligado a personalidades de tipo”falso self”.


E. Pikler descubrió también el programa genético fisiológico del desarrollo postural autónomo basado en la maduración y en las leyes del equilibrio y su incidencia fundamental en la estructuración del conjunto de la personalidad del niño, de la armonía y ajuste de sus gestos, de la capacidad de atención y del sentimiento de competencia y seguridad en sí mismo.


La Dra. Agnès Szanto es una de sus discípulas y continuadoras, es Vicepresidenta de la Asociación Internacional Pikler Lóczy y de la Asociación Pikler Lóczy de Francia, actualmente presidida por el Dr. Bernard Golse.

 


                                                                              Red Pikler Argentina

Si desea recibir información e incorporarse a nuestra base de datos de manera gratuita, complete el siguiente formulario

 

Escríbenos a:

redpiklerlaplata@gmail.com (GRUPO DIFUSIÓN)

© 2019